Estás aquí: Principal > Técnicas Didácticas > Aprendizaje-Servicio > Uso en el ITESM

Preguntas Frecuentes

 

 

¿En qué cursos puede aplicarse el aprendizaje-servicio?

La metodología de aprendizaje-servicio es aplicable a cualquier disciplina. En términos generales, esta metodología ofrece a los estudiantes la oportunidad de aplicar los conocimientos y las habilidades adquiridas en el aula para responder a algunas necesidades de la propia comunidad mediante la participación activa en experiencias de servicio, lo que los lleva a tomar conciencia de la realidad de su entorno y a comprender la responsabilidad de su profesión en el servicio a los demás.

 

¿Qué porcentaje del curso se requiere destinar para considerar que utiliza el aprendizaje-servicio?

El Aprendizaje-Servicio puede ser incorporado en un curso como una experiencia de corto tiempo y de una sola vez. Lo ideal es que estas experiencias no sea parte solamente de un curso sino que puedan permear a lo largo del plan curricular del estudiante de tal forma que el alumno logre desarrollar las habilidades que este método favorece.

 

¿Cómo se determina la calidad de un proyecto de Aprendizaje Servicio?

La calidad de un proyecto de Aprendizaje Servicio no puede determinarse al margen del curso y contexto en el cual será utilizado. "Desarrollar un buen proyecto de servicio significa hacer coincidir una necesidad de la comunidad con los intereses y habilidades de los estudiantes que participan" ( Liz Baumgarten, Director, Virginia Campus Outreach Opportunity League)

 

¿Cuál es el tamaño ideal del grupo para participar en un programa de aprendizaje-servicio?

El método no incluye como requerimiento un determinado tamaño del grupo para la discusión del caso. El tamaño del grupo puede variar desde 10 hasta 100 alumnos, pero el número "ideal" de participantes dependerá de diversos factores.

 

¿Puedo conseguir un programa de aprendizaje-servicio por mi cuenta?

Con frecuencia, los profesores se enfrentarán con el problema de no encontrar un caso que responda a sus necesidades del curso. Posiblemente se encuentra un caso con el tema pero no necesariamente de un contexto cercano al alumno.

 

Si bien escribir un caso requiere de metodología y disciplina, de tiempo y esfuerzo, también da al profesor la oportunidad de mantenerse actualizado en el conocimiento de la realidad profesional para la cual está preparando a sus alumnos.

 

¿Dónde puedo conseguir información de proyectos que pueda utilizar para un programa de aprendizaje-servicio?

Existen centros de casos que se pueden consultar por Internet. Entre los más importantes, están: Harvard, UWO, Nacra, Wacra, Darden, IESE, Clearing House, INCAE.

 

En la mayoría de estos centros, el profesor puede registrarse en línea, consultar la lista de casos y leer una referencia del contenido. Algunas veces, el profesor tiene además la opción de conocer el caso completo y evaluar su pertinencia para el curso.

 

Con frecuencia, también se pueden encontrar casos en los libros de texto, en revistas especializadas (NACRA), etc.

 

¿Hay un costo económico por incorporar un proyecto de aprendizaje-servicio?

El precio varía, según la institución de donde se obtenga, la extensión o el tipo de caso. Harvard, tiene casos de US$5.00. R. Ivey, los tiene de US$2.50

 

La copia impresa del caso puede solicitarse directamente al Centro de casos correspondiente, o bien se puede solicitar autorización para reproducir un determinado número de copias del caso, emitida por el propio Centro.

Hay algunos Centros de casos que autorizan la reproducción gratuita, con fines educativos. La NACRA (North American Cases Research Association), permite a sus profesores afiliados el uso y reproducción de todos los casos publicados en su revista trimestral.

 

¿De qué extensión deben ser los proyectos de aprendizaje-servicio?

Un caso puede ser tan largo o corto como requiera la situación que se narra, la información que se proporciona o la finalidad educativa para la cual fue diseñada.

 

Puede haber casos desde 1 hoja hasta más de 30 hojas. Comúnmente, a la narración del caso se agrega información complementaria (datos, tablas, gráficas, imágenes, etc.). Sin embargo, el que un caso sea más extenso no lo hace necesariamente más complejo. De la misma forma, podemos encontrar casos cortos que pueden representar un alto nivel de complejidad.

 

En la escuela de negocios de la Universidad de Harvard, los casos suelen ser extensos. Algunos pueden tener hasta 30 páginas. En la escuela de negocios de la Universidad de Western Ontario, prefieren utilizar casos de 2 a 5 páginas.

 

La decisión de elegir un caso, no debería considerar como primer elemento la extensión, a menos que hubiere una razón específica.

 

¿Qué universidades utilizan el aprendizaje-servicio?

Actualmente, el uso de casos para la enseñanza se ha extendido a una gran cantidad de instituciones en todo el mundo. En algunas, se da de manera espontánea en sólo algunos cursos y pocos profesores; en otras, el uso de casos se utiliza de manera generalizada a todo el currículum.

 

Entre las instituciones que han obtenido fama y prestigio con el uso de este método, están: La escuela de negocios de Harvard, la escuela de negocios de la Universidad de Western Ontario, Darden, INCAE, IPADE.

 

¿Se puede utilizar el resultado del programa de aprendizaje-servicio para examen?

Utilizar un caso como examen puede resultar una experiencia valiosa, tanto para el estudiante como para profesor. Esta puede ser una excelente oportunidad para que el alumno muestre su capacidad para reconocer los factores relevantes de la situación planteada, identificar consecuencias e impactos, establecer relaciones entre hechos aparentemente no vinculados y proponer soluciones aplicando sus conocimientos, teorías o modelos.

 

Por su parte, el profesor debe considerar que la forma en que el caso se plantea no exige una sola respuesta correcta. Sobre todo, lo que el alumno demuestra es cuánto ha comprendido los conceptos que se requieren para proceder a resolver el caso. Por lo tanto, el proceso de evaluación resulta más complejo y el resultado que se asigne será siempre un tanto subjetivo.

 

¿Es necesario cambiar los proyectos de aprendizaje-servicio de un curso cada semestre?

Definitivamente, un caso puede ser utilizado varias veces por el profesor. Sobre todo, si estamos hablando de grupos diferentes de alumnos. Sin embargo, al utilizarlo por más de una vez, el profesor deberá estar seguro de que tanto el tema como el contexto del caso siguen siendo vigentes.

 

Además, se debe evitar la tentación de confiar en su dominio del caso. Si bien es cierto que puede tomar menos tiempo la preparación, ésta deberá siempre llevarse a cabo con todo rigor.

 

¿Hasta dónde es conveniente orientar a los alumnos en el desarrollo del servicio?

Algunos lo recomiendan y otros no. Entre quienes están a favor, consideran que esto da más calidad al análisis puesto que el alumno se concentra en los puntos esenciales de estudio. Quienes rechazan el uso de preguntas orientadoras, consideran que eso limita el reto para el alumno.

 

Hay que considerar que las preguntas orientadoras no necesariamente son las mismas a utilizar durante la discusión del caso.

 

¿Cuál es la diferencia entre servicio social y aprendizaje-servicio?

Un problema es usualmente un segmento de una historia completa, que se escribe para ilustrar un concepto. El enfoque de la situación presentada tiene un enfoque delimitado y el instructor ejerce un mayor "control" sobre el proceso. El primer paso es identificar el problema.

 

Un caso generalmente cuenta una historia de principio a fin pero con un enfoque de respuesta amplio. En el caso, el problema está dado, lo que se requiere es encontrar la solución.

 

¿Se puede combinar el aprendizaje-servicio con alguna otra técnica didáctica?

De acuerdo con el modelo educativo del Tec, la técnica didáctica es una parte de la estrategia de enseñanza-aprendizaje. La estrategia es el plan global para el curso, la técnica cumple un propósito más específico. Una técnica puede convertirse en estrategia si se usa reiteradamente a lo largo de todo el curso o bien, la estrategia puede organizarse a partir de varias técnicas.

 

Así, se pueden encontrar discusiones de casos en un curso que ha designado como técnica principal el "Project Oriented Learning". Para algunos, el método de casos es una derivación del análisis de problemas.

 

Generalmente, el uso de una técnica didáctica admite su combinación con otros recursos de apoyo. Por ejemplo, en el método de casos se puede utilizar el juego de roles, el método de preguntas, el trabajo colaborativo, etc. Sin embargo, es importante ser muy cuidadoso en el diseño de la estrategia. Esta debe ser congruente con los objetivos o propósitos educativos.